quiromasaje

¿Exactamente en qué consiste el quiromasaje?

¿Para qué vale el quiromasaje?

o bien ¿De qué manera funciona este género de terapia?

Contraindicaciones del quiromasaje

El quiromasaje es una técnica o bien, mejor dicho, un conjunto de técnicas las que son empleadas por un terapeuta con el propósito de manipular los tejidos grasos, musculares y la piel de un paciente con el propósito de calmar sus dolores.

Podemos decir que es un género de masoterapia, pero considerablemente más avanzada y concreta y que a veces este género de tratamiento es complementado con sesiones de acupuntura e inclusive aromaterapia con el propósito de curar al paciente de la forma rápida posible.

Las técnicas usadas en la quiroterapia son el resultado de la combinación de diferentes estilos de masajes como el masaje sueco o bien el turco al que se le agregan una serie de manipulaciones concretas dando como resultado un tratamiento considerablemente más efectivo.

quiromasaje

¿Para qué vale el quiromasaje?

El quiromasaje se emplea para calmar el dolor de los pacientes que vengan derivados de la presencia de puntos gatillo o bien contracturas musculares, tendinitis…

Como con la masoterapia, asimismo se emplean masajes de drenaje linfático para favorecer la supresión de substancias de desecho y en consecuencia, suprimir el malestar general, si bien esto no es común.

En resumen, el objetivo principal del empleo del quiromasaje es el de suprimir contracturas musculares, tendinitis y otras nosologías de clase músculo-esquelético.

quiromasaje

¿De qué manera funcionaría esta clase de terapia?

En caso de que sea la primera sesión se efectuará un examen anterior para conseguir información básica sobre el paciente y su estado de salud, por servirnos de un ejemplo se le va a preguntar por su edad, estado laboral, qué género de molestias padece y desde en qué momento, si este toma algún género de medicación…

Una vez finalizada esta primera toma de contacto el paciente se va a tumbar sobre una camilla y entonces el terapeuta procederá a efectuar un examen manual para ir determinando cuál es la gravedad del malestar, dónde están los focos de dolor, etc..

Efectuado esto se empezará a calentar la zona a tratar con la fricción de las manos y más tarde, se agregará aceite y se procederá con la realización del masaje en sí y las manipulaciones que crea precisas el terapeuta para calmar el malestar del sujeto.

La manera en la que funciona para calmar las molestias es bien simple, por servirnos de un ejemplo si nuestro inconveniente es que tenemos un punto gatillo, este va a aplicar técnicas de liberación miofascial y amasamiento para relajar la musculatura de la zona y favorecer el riego sanguíneo a los músculos perjudicados para de esta forma, suprimir dicha contractura y el dolor asociado.

Contraindicaciones del quiromasaje

El quiromasaje es un procedimiento bastante seguro, pero como todo género de terapia tiene ciertas contraindicaciones.

Estas contraindicaciones son exactamente las mismas que hay para todo género de masajes y que deben ver eminentemente con el estado de la piel de la persona puesto que por poner un ejemplo si esta padece de quemaduras o bien heridas en la zona, no va a poder percibir una terapia de este género.

Quitando estas contraindicaciones, no hay más que apuntar.